El abundante material que en el Portal se te ofrece está destinado
 para este tiempo tan acelerado, desorientador y difícil, 
tieniendo por finalidad recordarte que eres LIBRE, puedes lograrlo y...

TEN FE HERMANO AMIGO.
CON ESPERANZA Y VALOR:

ELÉVATE POR SOBRE LA NEGATIVIDAD.
ELÉVATE POR SOBRE LA DUDA.
ELÉVATE POR SOBRE LA INCREDULIDAD.

ELÉVATE POR SOBRE LA DESESPERACIÓN.
ELÉVATE POR SOBRE LA FRUSTRACIÓN.
ELÉVATE POR SOBRE LA TRISTEZA.

ELÉVATE POR SOBRE EL ESCEPTICISMO.
ELÉVATE POR SOBRE LOS PREJUICIOS.
ELÉVATE POR SOBRE EL TEMOR.

PROYECTA LA MENTE HACIA EL FUTURO.

Y, misteriosamente, entonces comprenderás que os aguarda un:

ESPLENDOROSO Y RADIANTE FUTURO.
 

¡Quiero un mundo mejor!

Este es el actual grito de guerra de un rebelde guerrero con causa, que ahora lucha por la PAZ

AMABLE LECTOR:
Humildemente os digo que estos escritos están destinados a crear conciencia que podemos doblarle la mano a la cara oscura y caótica de la profecía, y con los pensamientos positivos activar la oculta cara de luz de ella; viendo su rostro antiapocalíptico, y lograr con positivos pensamientos tener un 
Mundo Mejor

LECTOR ERES BIENVENIDO AL PORTAL

Con justa razón más de uno de los que lean estos escritos se podrá preguntar: 
¿Con qué autoridad él escribe y dice estas cosas?

Respondo:

No soy ni me considero autoridad. Es decir, lo que digo lo expongo sin autoridad. Eres TÚ amable lector, en lo interno y utilizando el discernimiento quien decidirá si lo que escribo es válido o no, quien decidirá si intentar lograr una Actitud Mental Positiva; pretender ser mejor persona; poder ser libre y no siervo de...; y querer tener un MUNDO MEJOR, vale la pena intentarlo o no. Tú eres la autoridad para aceptarlo o rechazarlo.

El contenido abundante y variado de los diferentes textos que el Portal ante ti, amable lector, desplegará, en general no podrá ser aceptado por quienes aún viven ligados al dogma, o al sectarismo y el fanatismo. Como autor de la página Mundo Mejor, acepto, respeto y comprendo las diferencias de opinión que sobre temas trascendentes, filosóficos, religiosos y científicos puedan tener quienes discrepen y algunos de los escritos lleguen a leer. Relatos que tan sólo se exponen y no se imponen.

Si lo deseas podrás leer un variado contenido en los escritos de ésta página, si eso te ayuda a ser mejor persona y pensar en un Mundo Mejor... ¡Cultívalo!
Si eso no te ayuda... ¡Olvídalo!

Suceden hechos especiales con acontecimientos ya indesmentibles, que por su magnitud no pueden seguir siendo ocultados. La profecía tiene un rostro visible y otro oculto. Corría el año 1790 cuando, en una prédica, un anónimo monje polaco entra en trance y tiene una reveladora visión, visible y oculta, que en el púlpito lo hace exclamar:

"El siglo  XX será el más extraño de todos los siglos... Llegará el año 2000 y con él, el Día del Señor. Las estrellas caerán de los cielos. Toda la Tierra arderá a causa de los rayos que se abatirán sobre ella, y la Vieja Tierra desaparecerá y la Nueva Tierra que surja será un lugar maravilloso".

La cara visible de esa profecía es apocalíptica, catastrófica y tenebrosa, y esa es la que la masa condicionada acepta y con sus pensamientos cultiva y potencia. La cara invisible es antiapocalíptica, llena de esperanza y esplendorosa, y esa es la cara que Mundo Mejor intenta demostrarte que puedes ver y hacer realidad con tu correcto pensar. De cada uno dependerá qué rostro, a ella le verá.

Este sitio te ofrece material que no se impone, a lo más está para que lo recibas, con el fin de demostrarte que estás capacitado para ver el esplendor de lo vaticinado. Demostrarte que eres capaz y tú sí puedes lograrlo. Por lo tanto tienes que luchar si deseas triunfar y ayudar a conseguir Un Mundo Mejor;
¡que sí será maravilloso!

En especial dedico la esencia del contenido de lo escrito a tanto ser humano frustrado, sufriente, oprimido, abatido, incomprendido, desamparado y avasallado por el caduco sistema que todo lo rige. Hermanos que desean Liberarse y encontrar la Verdad con la justa razón de ser de cada uno en este mundo; el por qué de lo que sucede y la causa de los tiempos ya llegados.

Tú, por humana cuna eres importante, muy importante, sin tener valor en la cuantía de tu importancia la posición social y los honores que la vida te ha ofrecido. Te pido recibas los escritos a modo de presente de lo que no es mío. Te lo entrego con la esperanza que te sean útiles y por tú intermedio sirvan y ayuden a otro.

Hay personas ligadas al dogma y su literal interpretación dada por otros, sin intentar ni lograr ellos discernir lo que por credo les es impuesto.

Hay personas que sólo aceptan un nuevo conocimiento por algún milagro o si el mismo les es mostrado con brillo, pompa y parafernalia. Ven el envoltorio sin importar el contenido.

Hay personas que creen reconocer una verdad sobre la base de la supuesta autoridad de quien la dice.

Hay personas liberadas que logran por sí mismas discernir. 

Además estos escritos están destinados a los libres del mundo; a quienes nadie les impone una verdad, un dogma o un conocimiento; a quienes con tanto sacrificio por sí mismos disciernen la validez de lo que leen o escuchan, pasando a llevar con ello la rutina que lo ajeno impone. Son personas que actúan sin preocuparse del aspecto externo de la fuente, sino que del contenido de la misma.

Estos escritos no tienen por finalidad crear un movimiento o escuela del saber. Pretenden ayudar a despertar a quienes ya deben hacerlo y consolidar al despierto. Son lectores que por diversos caminos no casuales han llegado a MUNDO MEJOR.

Vivimos un cambio de era y eso ya no se puede ni se debe desmentir. Es hora para que los despiertos puedan actuar preparándose con el fin de ayudar en un futuro al parecer próximo, a tanto hermano que estará en desgracia y necesitará apoyo mental.

Es la hora de quienes nacieron con aura luminosa para su LUZ encender y a otros iluminar.

Quien esto escribe rechaza títulos y no busca honores, poder, halagos ni reconocimiento. Tan sólo os ofrece con humildad y respeto un contenido, y lo hace con la esperanza que quien, gracias a la moderna tecnología computacional logre acceder a la página, pueda discernir por sí mismo sobre ese contenido y rescatar de él lo que encuentre válido o no para, a su vez, con otros compartir.

Tan solo soy humano, no más que eso pero tampoco menos. Esa es, a mucha honra, mi única autoridad para presentar este Portal con su contenido.

Fraternalmente:
Dr. Iván Seperiza Pasquali

Quilpué, Chile, julio de 1999